Noticias

Algunos mercados laborales de América y Latina y el Caribe muestran leve mejora
  • La población ocupada y el empleo formal de algunos países se han incrementado levemente, según datos del Observatorio Laboral COVID-19.

  • Persisten retos como la brecha de género, que se ha venido ampliando a raíz de la pandemia.

Algunos países de América Latina y el Caribe han comenzado a mostrar mejoras ligeras en sus mercados laborales tras el fuerte impacto inicial de la pandemia en los empleos y en los salarios de los trabajadores. Así lo demuestran los últimos datos disponibles en el Observatorio Laboral COVID-19 del BID, que indican que la población ocupada se ha incrementado en Bolivia, Colombia, México, Perú (Lima Metropolitana) y Uruguay. Asimismo, el Observatorio muestra que el empleo formal ha crecido levemente en Chile, Colombia, El Salvador, México, República Dominicana y Uruguay, coincidiendo con un aumento moderado y consistente de la movilidad de la fuerza de trabajo.

Otra señal de una leve mejora parcial de los mercados de trabajo que muestra el Observatorio Laboral COVID-19 es el comportamiento de la demanda laboral. Luego de la caída y estancamiento en el número de puestos de trabajo que las empresas anuncian en sitios electrónicos, desde mediados de agosto se observa un leve incremento en el número de vacantes laborales disponibles a nivel regional. La principal causa de este aumento es la mayor demanda de trabajadores en países como Brasil, República Dominicana y Paraguay, según datos del Observatorio.

“Pese a estas mejoras, la población ocupada y el empleo todavía se encuentran por debajo de los niveles observados previos a la pandemia y los confinamientos”, explica Oliver Azuara, economista sénior de la División de Mercados Laborales del BID. “Más aún, las cifras disponibles en el Observatorio Laboral COVID-19 muestran que más de 27 millones de trabajadores siguen fuera de la fuerza laboral y que se han perdido 2,9 millones de empleos formales. No hay que perder de vista que la crisis aún no se termina y que el desafío es monumental, afectando principalmente a los trabajadores informales y de bajos ingresos y a quienes laboran el sector servicios”, subraya Azuara.

El Observatorio también refleja una ampliación de la brecha de género en el empleo en la mayoría de los países de la región, medida como la razón de hombres a mujeres en el mercado laboral. Salvo en el caso de República Dominicana, en todos los países se ha observado una mayor disminución de la participación laboral femenina en comparación a los hombres. “Conforme evolucione la pandemia, este efecto podría tonarse permanente y con ello representar una pérdida de los avances observados en los últimos años para incrementar las oportunidades de las mujeres en el mundo del trabajo”, explica Azuara.

La cobertura de medios que captura el observatorio muestra que el tema de empleo está teniendo una importancia creciente en la región. En varios países ‑Colombia, Chile, Ecuador, El Salvador y Uruguay‑ incluso tiene mayor cobertura que el tema sanitario.

Acerca del Observatorio Laboral COVID-19

El Observatorio Laboral COVID-19 del BID es una herramienta que ofrece información oportuna y relevante sobre el impacto de la pandemia en los mercados laborales de América Latina y el Caribe. Así, pone en un mismo sitio información tradicional (encuestas) y complementaria (registros administrativos y vacantes de empleos), junto con otros datos sobre la importancia relativa del desempleo en la discusión pública (como medios electrónicos y redes sociales). El Observatorio se puede visitar haciendo clic aquí.

Acerca del BID

El Banco Interamericano de Desarrollo tiene como misión mejorar vidas. Fundado en 1959, el BID es una de las principales fuentes de financiamiento a largo plazo para el desarrollo económico, social e institucional de América Latina y el Caribe. El BID también realiza proyectos de investigación de vanguardia y ofrece asesoría sobre políticas, asistencia técnica y capacitación a clientes públicos y privados en toda la región.