Pasar al contenido principal

Chile mejorará la inclusión socioeconómica de hogares con US$120 millones de apoyo del BID

Chile ampliará su programa para prevenir la formación de campamentos con una operación de US$120 millones del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). El objetivo del proyecto es disminuir el número de personas que residen en “campamentos”, como se denominan las urbanizaciones informales en el país.

El programa financiará medidas para prevenir la conformación de nuevos campamentos y la expansión o repoblamiento de asentamientos precarios situados en zonas de riesgo climático. En concreto, se fortalecerá el catastro nacional de asentamientos precarios para identificar los riesgos de desastres y poblaciones vulnerables, y se implementará un sistema de monitoreo periódico de crecimiento de los campamentos. También se asignarán subsidios de arriendo para familias que son susceptibles a asentarse en campamentos y a población migrante regularizada.

La integración socio-urbana de los hogares en los campamentos es otro frente del programa, donde se implementará un modelo de compra para alimentar un banco de suelos con alto índice de bienestar territorial, y criterios de reducción de riesgo climático para la provisión de soluciones habitacionales para familias en condición precaria. Además, se llevarán a cabo obras de urbanismo y subsidios que permitan ofrecer soluciones habitacionales y de infraestructura urbana ecoeficientes.

El préstamo también ayudará a fortalecer el Programa de Campamentos del Gobierno de Chile para articular acciones de manera intersectorial que propicien la inclusión social y económica de hogares, tanto de nacionales como de inmigrantes formalizados o en proceso de formalización. Al final de cuatro años se espera atender a más de 7 mil hogares, con mejores condiciones de vida.

Con más de un 87% de la población residente en ciudades, Chile enfrenta déficits habitacionales como resultado de la falta de vivienda accesible para los segmentos de menores ingresos. Además, el aumento sostenido de los flujos migratorios, junto a su alto grado de vulnerabilidad, ha alimentado el número de hogares en campamentos.

Los recursos de US$120 millones están divididos en US$100 millones de préstamo y US$20 millones de donación, provenientes de la facilidad no reembolsable del BID para apoyar a países que reciben flujos migratorios intrarregionales, repentinos y de gran magnitud. El financiamiento del BID tiene un plazo de amortización de 14 años, un periodo de gracia de cinco años y medio, y una tasa de interés basada en LIBOR.

Contacto de Prensa

Borges De Padua Goulart Janaina

Borges De Padua Goulart Janaina

Lobera,Jose Luis

Lobera,Jose Luis
Contactos Adicionales

Vera Benitez,Luis Felipe

Vera Benitez,Luis Felipe
Jump back to top