Pasar al contenido principal
BID aprueba préstamo de 30,6 millones de dólares a Honduras para educación secundaria y capacitación laboral

El Banco Interamericano de Desarrollo anunció hoy la aprobación de un préstamo con recursos concesionales  por 30,6 millones de dólares a Honduras para apoyar al país en el cumplimiento de las metas que se ha propuesto en el marco de su Estrategia de Reducción de la Pobreza (ERP), ampliando la cobertura con calidad en el tercer y cuarto ciclos de la educación secundaria y mejorando la capacidad de empleo de jóvenes y adultos.

Según Carlos Miranda, el jefe del Equipo de Proyecto, el programa permitirá a más jóvenes hondureños prepararse para acceder a mejores condiciones de empleo o continuar con estudios superiores. En la actualidad, 52 por ciento de la población de Honduras tiene menos de 20 años de edad.

La iniciativa se desarrollará en dos subprogramas, uno dedicado a la educación secundaria y el otro a la capacitación laboral y los servicios público-privados de intermediación de empleo.

El subprograma de educación secundaria, a ser ejecutado por la Secretaría de Educación (SE)*,  ampliará la oferta de enseñanza del 7º grado al 12º grado. Por un lado se financiará la rehabilitación y ampliación de edificios escolares para aumentar las plazas disponibles en zonas de alta demanda de educación. Por otro lado, se buscará atender a más alumnos en zonas rurales a través de la expansión de programas de educación a distancia de comprobada eficacia.

Al mismo tiempo, se financiarán servicios de asesoría técnica y capacitación para mejorar la calidad de la enseñanza en centros educativos que presenten índices elevados de deserción y repetición de grados.

También se mejorará la gestión de los recursos humanos de la SE a fin de racionalizar la asignación de docentes para que responda a la demanda de educación secundaria desatendida. La iniciativa también solventará acciones de difusión para motivar la demanda de educación entre la población y fortalecer el compromiso de la sociedad hondureña con los jóvenes marginados del sistema educativo.

El subprograma de promoción del empleo, a ser ejecutado por la Secretaría de Trabajo y Seguridad Social (STSS), buscará aumentar las posibilidades de inserción laboral para personas desocupadas o subocupadas e involucrar al sector privado en el desarrollo de mecanismos de entrenamiento “en planta” que respondan a las demandas específicas de las actividades productivas hondureñas.

Para esos fines, la STSS se apoyará en el Centro Asesor para el Desarrollo de los Recursos Humanos, institución sin fines de lucro creada por empresarios, dirigentes sindicales y profesional para mejorar la educación técnica y vocacional en Honduras; así como en el Consejo Hondureño de la Empresa Privada, que aglutina a organizaciones de todos los sectores productivos.

Bajo este subprograma, las personas que reciban entrenamiento recibirán un estipendio durante un plazo máximo de tres meses y un seguro contra accidentes. Además, el gobierno y el sector privado crearán un servicio de intermediación laboral para vincular a personas que buscan trabajo con organizaciones que necesitan empleados. La COHEP ya opera una Bolsa Electrónica de Trabajo, que será un instrumento clave para el nuevo servicio.

El BID coordinará este programa con otras iniciativas para mejorar la calidad y la cobertura de la educación en Honduras apoyadas por el Banco Mundial, la Agencia de Desarrollo Internacional de los Estados Unidos y la Unión Europea.

El préstamo fue otorgado con un plazo de 40 años, con 10 años de gracia. La tasa de interés anual será de 1 por ciento durante la primera década y de 2 por ciento de allí en adelante. Los recursos de contrapartida local ascenderán a 3,4 millones de dólares.

Jump back to top