Pasar al contenido principal
BID apoyará programa social de nuevo gobierno de Haití

PUERTO PRÍNCIPE –– El Banco Interamericano de Desarrollo concentrará su apoyo en sectores prioritarios para el programa Apaisement Social propuesto por el nuevo jefe de estado de Haití, René Preval, afirmó aquí el presidente del BID, Luis Alberto Moreno.

Moreno encabezó la delegación del BID que mantuvo una reunión de trabajo el lunes con Preval y su equipo de asesores. El presidente haitiano, quien inició su segundo mandato en mayo, quiere acelerar proyectos en sectores con potencial para generar empleos y mejorar las condiciones de vida del pueblo haitiano, especialmente en infraestructura, educación y agricultura.

A pedido de Preval, el BID pondrá especial énfasis en proyectos de construcción o rehabilitación de infraestructura vial, específicamente en tres tramos de carreteras: Gonaïve a Port de Paix (93,3 kilómetros)  y las rutas costaneras de Miragoane a Jeremie  (85 kilómetros) y Les Cayes a Jeremie (98 kilómetros).

El BID además está preparando nuevas operaciones con Haití. Se destacan la expansión de servicios de agua potable y saneamiento básico en zonas rurales, el fomento a las cadenas productivas rurales, la rehabilitación de la infraestructura del servicio eléctrico y de la red vial, la gestión y conservación de recursos naturales en cuencas prioritarias y un programa de nutrición, salud y educación temprana para infantes y niños.

Moreno saludó la propuesta de Preval a los partidos políticos, el sector privado y la sociedad civil de Haití para forjar un pacto de gobernabilidad y desarrollo que permita al país afianzar su estabilidad política, económica y social y atender las urgentes necesidades de su población.

El BID tiene en ejecución en Haití una cartera de proyectos de más de 500 millones de dólares que financian obras en diferentes sectores. En infraestructura incluyen, entre otros, alrededor de 77 kilómetros de rutas primarias, 156 kilómetros de rutas secundarias y 140 kilómetros de rutas terciarias; la construcción de siete puentes; la rehabilitación del sistema de agua potable y trabajos de drenaje.

Asimismo financia programas en educación, salud, desarrollo local, alerta temprana contra inundaciones, intensificación de la producción agrícola, mejoramiento urbano, capacitación laboral y reformas para fortalecer y modernizar el sector público. Para agilizar la ejecución de estos proyectos el BID ha flexibilizado sus normas y procedimientos de una manera especial.

Moreno agregó que el BID continuará apoyando el fortalecimiento de la capacidad institucional del gobierno haitiano para planificar, formular y ejecutar programas económicos y sociales. Este apoyo se concreta por medio de los proyectos de inversión, las operaciones de reforma del sector público y donaciones de cooperación técnica.

Por otra parte, las instituciones afiliadas del BID, la Corporación Interamericana de Inversiones y el Fondo Multilateral de Inversiones, apoyan el desarrollo del sector privado en Haití, con énfasis en la micro, pequeña y mediana empresa. El BID espera ampliar su apoyo al sector privado haitiano a través de su Departamento del Sector Privado, que se especializa en grandes proyectos de infraestructura y desarrollo de mercados de capital.

 

Jump back to top