Pasar al contenido principal
BID apoya la agenda de cambio climático de México

México consolidará los avances logrados en su capacidad institucional y operativa para enfrentar al cambio climático, mediante el fortalecimiento de las medidas de mitigación y adaptación, como parte de un programa de reformas apoyado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Las actividades climáticas forman parte de varias medidas que México se ha comprometido a llevar a cabo en virtud de un préstamo programático basado en políticas (PBL, según sus siglas en inglés) por US$400 millones, aprobado por el Directorio Ejecutivo del BID.

Este es el tercer PBL que el BID aprueba para México en apoyo a las reformas relacionadas con el clima. En el marco del primer PBL, aprobado en noviembre de 2008 por US$200 millones, México inició un estudio sin precedentes sobre el impacto económico del cambio climático en su territorio. La mencionada investigación proporcionó por primera vez la evidencia de que asumir los costos de mitigación y adaptación al cambio climático en México podrían ser considerablemente menores que el costo de no hacer nada.

Como parte del segundo PBL, aprobado en septiembre de 2009 por US$400 millones, México implementó un Programa Especial de Cambio Climático (PECC) que estableció objetivos de mitigación y adaptación a corto y mediano plazo, y que incluyó compromisos en base a resultados medibles para sectores prioritarios como la agricultura, el turismo y la gestión de los recursos hídricos.

El PBL actual apoyará la incorporación del cambio climático en todos los aspectos de la política pública en México. Igualmente, aplicará herramientas para la mitigación del cambio climático y promoverá los esfuerzos de adaptación. Las autoridades mexicanas también desarrollarán un sistema de información para monitorear el grado en que diversos sectores están cumpliendo las metas establecidos en el PECC.

Para alcanzar este objetivo, el programa evaluará en diez estados la aplicación previa de los planes de acción sobre el cambio climático y extenderá su aplicación a otros cinco estados adicionales. También ayudará a crear una Oficina de Investigación del Cambio Climático en el Instituto Nacional de Ecología (INE), así como una División de Proyectos Sostenibles al interior de Nacional Financiera, S.N.C. (NAFIN).

El nuevo programa también ampliará los esfuerzos de adaptación. Asimismo, promoverá los instrumentos para evaluar y reducir la vulnerabilidad y los riesgos asociados al cambio climático, fortalecerá las capacidades de seguimiento y pronóstico del clima y además, evaluará las vulnerabilidades a través de escenarios regionales.

Los préstamos basados en políticas son instrumentos flexibles y de rápido desembolso que proporcionan recursos a los países miembros del BID para financiar sus programas prioritarios, en base a resultados que deben ser previamente verificados como condición para proceder al  desembolso de los fondos.

El PBL proviene del capital ordinario del BID. Su plazo de amortización es de 20 años, con un período de gracia de 5 años. El tipo de interés se basa en la LIBOR. El prestatario es los Estados Unidos Mexicanos. El organismo ejecutor será la SEMARNAT, con la participación de NAFIN como agente financiero del prestatario.

Jump back to top