Pasar al contenido principal
BID apoya armonización de indicadores sobre inseguridad ciudadana de seis países de la región

El Banco Interamericano de Desarrollo apoyará la creación de un sistema regional de indicadores estandarizados de seguridad y convivencia ciudadana, con una donación de US$1.800.000 de su Programa de Bienes Públicos Regionales.

“La seguridad ciudadana es una de las principales preocupaciones de los latinoamericanos. No en vano, la región es una de las más violentas, con una tasa de muertes violentas anual de entre 35 y 60 por cada 100.000 habitantes,” afirmó la coordinadora del programa, Laura Bocalandro. “Si bien existe un contexto social y político diferente en cada país, muchos de los problemas relacionados con la violencia son comunes,” sostuvo.

Con la finalidad de mejorar la medición, seguimiento y comparación de los fenómenos relativos a la seguridad ciudadana, en el proyecto apoyado por el BID participarán el Departamento de Planeación Nacional de Colombia, la Policía Nacional de Colombia, los Ministerios de Seguridad de Honduras, del Interior de Perú y Venezuela, la Alcaldía de Quito y FLACSO en representación del gobierno de Ecuador, y el Ministerio de Salud de Jamaica, entes de países que propusieron al BID una colaboración regional.

“Algunos importantes aspectos de la actividad criminal en estos países trascienden fronteras y por ende políticas públicas nacionales: las pandillas juveniles, el tráfico de drogas y armas, así como la trata personas,” explicó Bocalandro. “Por esta razón, se requiere cada vez más de la coordinación a nivel regional de las políticas de seguridad de las autoridades públicas.”

El sistema regional de indicadores de seguridad ciudadana no sólo fortalecerá el diseño de políticas públicas a nivel nacional, sino que además puede dar un impulso crucial a la coordinación regional en la materia, indicó María Isabel Gutiérrez, directora del Instituto de Investigación y Desarrollo en Prevención de Violencia y Promoción de la Convivencia Social (CISALVA), el organismo ejecutor del proyecto en colaboración con la Universidad del Valle. Hasta ahora la colaboración regional en el ámbito de la seguridad ha sido menor que en otros temas como el económico.

“La puesta en marcha del proyecto creará sinergias que ayudarán a profundizar la necesaria cooperación entre los países de la región en este campo”, aseguró Gutiérrez. “Sin embargo, antes de poder coordinarse, es necesario que las autoridades públicas de estos países ´hablen un mismo idioma´. En este sentido, la estandarización de indicadores que promueve el programa será fundamental”.

El proyecto incluirá tres tipos diferentes de actividades: consensuar colectivamente el conjunto de indicadores de seguridad y convivencia ciudadana que integrarán el sistema; producir la información que alimentará el sistema de acuerdo a las metodologías acordadas a nivel regional; y generar nuevas políticas públicas en seguridad ciudadana a partir de la puesta en común de las buenas prácticas de los países beneficiarios.

Programa de Bienes Públicos Regionales

El proyecto ha sido elegido dentro de la tercera convocatoria anual del Programa de Bienes Públicos Regionales (BPR) del BID. Con al apoyo de este mecanismo, las agencias públicas de varios países miembros se coordinan entre sí para llevar a cabo la producción de bienes públicos que les beneficien a todos ellos.

El BID, a través de una convocatoria anual, selecciona y financia las propuestas con un mayor potencial transformador de entre las que le envían los países miembros. Actualmente el programa está procesando las propuestas que serán financiadas en el marco de su cuarta convocatoria anual.

Jump back to top