Transparency

Integridad institucional

La integridad es esencial para la misión del Grupo del BID de promover el desarrollo de América Latina y el Caribe. La corrupción debilita las instituciones democráticas y desalienta las inversiones y la creación de empleo. En definitiva, castiga más duramente a los pobres y a quienes carecen de acceso a los recursos legales.

Todos los participantes en las actividades financiadas por el Grupo BID deben ceñirse a las más estrictas normas de integridad. El personal del Banco está obligado a dar cuenta de cualquier posible violación de las normas del Grupo del BID contra la corrupción.

El programa de integridad del Banco se concentra en tres aspectos diferentes pero estrechamente relacionados, a saber:

Cómo se denuncia el fraude y la corrupción

Nuestra capacidad para combatir el fraude, la corrupción y otras prácticas prohibidas depende en gran medida de la cooperación de otros y de la información aportada por las partes denunciantes y la que se obtenga mediante las investigaciones de la Oficina de Integridad Institucional (OII).

Los informes a la OII pueden suministrarse por cualquiera de estos medios:

POR CORREO O PERSONALMENTE

Banco Interamericano de Desarrollo 
1300 New York Avenue, N.W.,
Oficina de Integridad Institucional,
Washington, D.C. 20577, USA
La correspondencia debe rotularse “Personal y Confidencial”

POR VÍA ELECTRÓNICA

 

Formulario para la presentación de denuncias

Si desea suministrar información de manera anónima, use el formulario que se ofrece en la Internet.

Correo electrónico:

OII-reportfraud@iadb.org

 

POR TELÉFONO

(877) 223-4551
Sin cargo dentro de los Estados Unidos y con cargo desde el exterior

Por fax:

(1-202) 312-4019
Se cobran los cargos por llamadas de larga distancia.

Las denuncias planteadas a otros funcionarios del Banco, incluyendo el Presidente, los Vicepresidentes, Gerentes o Representantes del Banco en cada país miembro prestatario, así como en las oficinas de Madrid, España y Tokio, Japón, se remitirán inmediatamente a la OII.

Qué debe incluirse en el informe

Tenga a bien ofrecer la mayor cantidad posible de detalles, incluyendo los siguientes:

Si tiene a su disposición, nombre y número del proyecto financiado por el BID.

Quién, a su parecer, incurrió en fraude o corrupción. Quién más puede hallarse involucrado.

Qué ocurrió. Describa los hechos con la mayor cantidad posible de pormenores.

Cuándo ocurrió. Fechas, horas, cuántas veces, etc.

Dónde ocurrió. Además de especificar la ciudad y el país, si es posible consigne el domicilio real, nombre del edificio, número de oficina, etc.

Quién más puede poseer información.

Quién sabrá que usted remitió un informe.

Al presentar una denuncia, usted puede identificarse o hacerlo anónimamente. Si usted se identifica, la OII mantendrá su identidad en reserva, salvo en la medida necesaria para llevar adelante la investigación (si corresponde) y responder a las objeciones que puedan plantearse. En la Política de Protección de Denunciantes  del Banco, encontrará más información acerca del tratamiento de la información confidencial, dentro del contexto de la presentación de denuncias.

Toda persona que opte por la denuncia anónima (vale decir, sin suministrar su nombre) debe tener presente que si el Banco no conoce su identidad, no le será posible brindar los recursos y las protecciones previstas en su Política de Protección de Denunciantes . Si, no obstante, usted opta por permanecer en el anonimato, debe saber que a menudo es más difícil investigar las denuncias anónimas y, por consiguiente, se le insta a ofrecer todos los detalles que obren en su poder acerca de los presuntos actos de fraude y corrupción.

Cómo protege el BID a denunciantes y testigos

La Política de Protección de Denunciantes  del Banco prohíbe expresamente las represalias contra los empleados del Banco y partes externas que denuncien actos de fraude o corrupción o que cooperen con las autoridades del Banco en el marco de investigaciones, auditorías u otras indagatorias. Esta política establece también los recaudos que tomará el Banco para prevenir las represalias contra empleados y partes externas que presenten informes.

ÁREAS DE TRABAJO

Programas de apoyo

Condiciones para un Mejor Gobierno

Misión

Contribuir a la mejoría en la calidad de la gestión pública y la prestación de servicios al ciudadano a partir del fortalecimiento de la transparencia y la rendición de cuentas de los gobiernos.

Varios estudios demuestran cómo las asimetrías de información, la falta de transparencia y rendición de cuentas afectan la calidad de los servicios públicos, con un impacto negativo sobre el desarrollo, especialmente de las comunidades más pobres. Para el BID, el apoyo a los países en la construcción de instituciones que operen con transparencia y rendición de cuentas responde a su mandato (GA-232-38 y GN-2117-2) y hace parte de las prioridades sectoriales de crecimiento y bienestar social (AB-2764).

En el marco estratégico de intervención que define el Plan de Acción para el Apoyo a los Países en sus Esfuerzos por Combatir la Corrupción y Fomentar la Transparencia (PAACT, GN-2540 ), y a solicitud de los países miembros, el BID les brinda apoyo a nivel institucional y sectorial en los distintos niveles de gobierno nacional y subnacional.

Así, el BID contribuye al fortalecimiento de políticas públicas y planes nacionales de prevención y combate a la corrupción y al fortalecimiento de la capacidad institucional de los gobiernos, mejorando el acceso a la información, promoviendo la transparencia focalizada en sectores estratégicos, modernizando los organismos de control superior, externo e interno y robusteciendo el rol fiscalizador de las instancias legislativas.

 

Thumbnail

El TTF es una herramienta clave del BID que ha demostrado resultados de desarrollo mediante el apoyo a proyectos innovadores en temas de transparencia, rendición de cuentas y prevención y control de la corrupción. Lea más >>

 

 

libres de fraude y corrupción

EL SISTEMA DE SANCIONES DEL BID

El Grupo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) se esfuerza por garantizar que sus actividades se realicen libres de fraude y corrupción, ciñéndose a los mecanismos de control más estrictos. El primer marco normativo anticorrupción del BID fue aprobado en 2001, y desde entonces se le han realizado mejoras frecuentes. Las reformas más recientes tuvieron lugar en 2011 y 2015, como parte de la Agenda para un Mejor Banco, la cual fue de suma importancia para el Noveno Aumento de Capital y para la efectividad del desarrollo de las Operaciones del BID. Dentro de dicho contexto, la Oficina de Integridad Institucional (OII), el Oficial de Sanciones y el Comité de Sanciones, cumplen una función fiduciaria esencial para ayudar a que el BID logre su objetivo de mejorar vidas en América Latina y el Caribe.

El Sistema de Sanciones está compuesto por dos etapas, a saber:

  • la etapa de investigación, desempeñada por la OII; y
  • la etapa de decisión, desempeñada por el Oficial de Sanciones y el Comité de Sanciones.

La Oficina de Integridad Institucional  es un órgano asesor independiente dentro del BID, está encargada de investigar las denuncias de Prácticas Prohibidas. Su objetivo es asegurarse que los fondos destinados a ayudar a la región en su desarrollo social y económico no se pierdan por actos de fraude y corrupción. De igual forma, la OII realiza actividades de diseminación de conocimiento en asuntos relacionados con integridad.

La etapa de decisión está compuesta por dos instancias. En la primera instancia, el Oficial de Sanciones emite una determinación, la cual puede ser apelada ante el Comité de Sanciones, quien es la segunda y última instancia. El estándar para la revisión, tanto por el Oficial de Sanciones como por el Comité de Sanciones, es el de la preponderancia de la prueba.

El Oficial de Sanciones  es la primera instancia de la etapa de decisión del Sistema de Sanciones. El Oficial de Sanciones determina si, bajo el principio de preponderancia de la prueba, los hallazgos de la OII están debidamente sustentados por la evidencia del caso.

Si tras revisar el Pliego de Cargos y Pruebas de la OII, el Oficial de Sanciones determina que la parte investigada (Investigado) incurrió en una Práctica Prohibida, se notifica dicho Investigado que se ha dado inicio a un proceso de sanciones. El Investigado cuenta con la oportunidad de presentar una Respuesta a la Notificación. Una vez recibida la Respuesta, el Oficial de Sanciones puede solicitar aclaraciones o evidencia adicional a la OII y al Investigado.

El Oficial de Sanciones evalúa la evidencia presentada por la OII y por el Investigado, y emite una Determinación. Si el Oficial de Sanciones encuentra que, de acuerdo con la preponderancia de la prueba, existe suficiente evidencia para determinar que el Investigado incurrió en una Práctica Prohibida, impone una sanción al Investigado. Si el Oficial de Sanciones determina que no cabe concluir, de acuerdo con la preponderancia de la prueba, que el Investigado incurrió en una Práctica Prohibida, desestima los cargos y pone fin a los procedimientos.

El Comité de Sanciones  es la segunda y última instancia de la etapa de decisión del Sistema de Sanciones. El Comité está conformado por tres funcionarios del Banco, cuatro miembros externos y un miembro alterno de la Corporación Interamericana de Inversiones, la parte del Banco que se ocupa de los préstamos al sector privado. Después de revisar los argumentos presentados por la OII y por los Investigados, el Comité de Sanciones determina si es más probable que no que el Investigado haya incurrido en una Práctica Prohibida, en cuyo caso impone una sanción. La decisión del Comité de Sanciones no está limitada por la sanción impuesta por el Oficial de Sanciones, por lo que es posible que incremente o reduzca una sanción, o que determine que no se debe imponer sanción alguna.

Personal del Banco

IDB CONFLICT RESOLUTION SYSTEM FOR EMPLOYEES

IDB and IIC employees have multiple resources to resolve conflicts.

  • The Bank's Office of Ethics supports and guides employees and IDB management on the proper application of the Code of Ethics and Professional Conduct . In addition, the Office conducts staff ethics training sessions.
  • The IDB’s Human Resources Department Department has an important role in the prevention and resolution of work-related issues and grievances. Given that conflict is an inherent part of human interaction, the advice and intervention by the Human Resources Department on labor relations seek to anticipate conflicts at the earliest stage, as well as intercede to resolve them once they are brought to the Department’s attention through, amongst others, participation in the informal and formal conflict resolution mechanisms within the institution.
  • Staff and consultants of the IDB can resort to the Ombudsperson , an independent, confidential and impartial resource to help address work-related issues. The Ombudsperson supplements the Bank’s regular channels for workplace issues by providing informal venue to resolve concerns, problems, or conflicts in a fair and equitable way. The Ombudsperson also monitors trends that arise out of casework to contribute to the early detection of issues of potential significance at the institutional level.
  • In addition, and as part of the recommendations made by an independent review to help strengthen the Bank’s employee grievance system, the Bank added Mediation as an additional tool to help resolve labor-related conflicts. To this end, the Bank’s president appointed a Mediation Secretary to guide and advise those involved in conflict in all matters related to Mediation and related processes. Mediation is a confidential conflict resolution mechanism in which an impartial third party helps two or more participants better understand their issues, interests and needs and empowers them to bridge their differences through a voluntary agreement.

The Bank's Administrative Tribunal is the final instance that settles disputes which arise out of the employment relationship of the Bank or the Corporation.