Comunicados de prensa

01-dic-2016

Mejor gobernanza y mayor integración para determinar el destino de América Latina y el Caribe en 2030

Un nuevo informe del Atlantic Council encargado por el BID ofrece escenarios contrapuestos sobre delito, democracia, comercio y crecimiento económico

El Atlantic Council lanzó hoy el informe titulado “América Latina y el Caribe en 2030: Escenarios Futuros”. Encargado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el estudio examina cómo podrían evolucionar los países de la región en los próximos 14 años y pone de manifiesto que un mayor grado de integración y mejor gobernanza son la clave para una mayor prosperidad.

El informe se emitió hoy en un evento en el que el Presidente del BID, Luis Alberto Moreno y Jason Marczak, del Atlantic Council debatieron sus hallazgos con representantes del sector empresarial, académico y diplomático.

El informe describe un escenario de “todo continua igual” en el que 57 millones de ciudadanos de América Latina y el Caribe se sumarían a la clase media en este período de 14 años, siempre y cuando los gobiernos de la región mantengan el actual curso de acción. En este escenario, el índice de crecimiento del PIB sería de 2,4 por ciento, levemente por encima del índice de crecimiento de Estados Unidos, de 2,2 por ciento. Asimismo, la región enfrentaría grandes desafíos en las áreas de distribución de la riqueza, cambios demográficos e impactos del cambio climático.

Sin embargo, el informe también indica que las tendencias globales y regionales, combinadas con ambiciosas reformas domésticas, podrían poner a América Latina y el Caribe en una senda de rápido crecimiento y prosperidad. Los escenarios positivos muestran cómo una región que abraza una mejor gobernanza y mayor integración puede ver sus inversiones duplicadas en infraestructura, reducirse ampliamente los índices de homicidios, y disminuir la evasión impositiva, entre otros beneficios.

Por otra parte, escenarios menos optimistas basados en una región más fragmentada prevén que seguirá habiendo alta la criminalidad, mayor inestabilidad política, menor productividad, dependencia de la exportación de materias primas y dificultades para atraer inversión extranjera.

América Latina y el Caribe en 2030: Escenarios Futuros, escrito por Jason Marczak del Centro Latinoamericano Adrienne Arsht del Atlantic Council, y Peter Engelke de su Iniciativa de Previsión Estratégica, describen varios escenarios posibles del desarrollo de la región.

  1. “Salir del Paso”, el escenario de referencia, muestra lo que predicen las tendencias actuales: situaciones económicas modestas y democracias relativamente estables. Entre sus hallazgos, se incluye que la clase media aumentará a 345 millones de personas para 2030.
  2. “Mayor Gobernanza o un Mundo Ilícito a Flote” observa las posibilidades de saltos cualitativos de gobernanza siguiendo el compromiso ciudadano y revoluciones digitales o, alternativamente, el potencial para escándalos de corrupción, crimen transnacional y un estado de derecho debilitado. Dos puntos fundamentales: mejorando la gobernanza, la economía regional crece de 7 a 10 por ciento adicional; pero la inversión extranjera directa se reduce en más de 50 por ciento en un escenario de mayor delito e impunidad.
  3. “Hacia la Integración o la Fragmentación Prevalecerá” prevé qué podría suceder si los países cooperan para realizar inversiones y desarrollar políticas conjuntas de finanzas, innovación, energía, infraestructura y educación. El escenario contrario, que algunos países se vean atraídos hacia diferentes polos económicos, haría que la región este menos cohesionada que nunca. En el primer caso, las inversiones en infraestructura alcanzarían el 5 por ciento del PIB y las economías de Centroamérica crecerían por encima de 9 por ciento. Pero la fragmentación podría derivar en una caída en las exportaciones de US$200.000 millones anuales.
  4. El Cambio Climático trae sus propios desafíos aparejados. Más desastres naturales, sequías, inundaciones y nuevas enfermedades podrían volverse más habituales. Pero también existe la oportunidad de que la región se convierta en el granero del mundo y en líder ambiental mundial. En la década del 2020, la mayoría de los glaciares pertenecientes a los Andes peruanos y bolivianos que se hallan por debajo de los 5.000 metros, podrían desaparecer por completo.

“El futuro encierra un gran potencial, pero también el riesgo de grandes incertidumbres. De cara al 2030, el crecimiento de la clase media, las economías más fuertes, las poblaciones más saludables y la mayor seguridad solamente tendrán lugar si se hace un inmediato llamado a la acción”, sostiene Jason Marczak. “La cuestión clave será cómo la región preverá y enfrentará los agentes de cambio globales y regionales. En breve, América Latina se encontrará en un punto decisivo respecto de su rol, no sólo a nivel regional sino también ante el mundo”, agrega Peter Engelke.

La publicación, producida en colaboración con el Centro Frederick S. Pardee de estudio de Futuros Internacionales de la Universidad de Denver, refleja los aportes de más de 110 responsables de la toma de decisiones procedentes de 15 países. Ofrece cifras específicas acerca de cómo podría desarrollarse la trayectoria de la región, desde crecimiento económico hasta seguridad, y desde salud hasta educación.

América Latina y el Caribe en 2030: Escenarios Futurosincluye una introducción escrita por el Presidente del BID Luis Alberto Morenoy 17 columnas de prominentes expertos invitados, como Marta Lagos, directora de Latinobarómetro; Paul Farmer, cofundador de Partners In Health; y Esteban Bullrich, Ministro de Educación de Argentina.

El informe completo y un resumen visual básico se encuentran disponibles online: www.iadb.org/LAC2030

Acerca del BID

El Banco Interamericano de Desarrollo tiene como misión mejorar vidas. Fundado en 1959, el BID es una de las principales fuentes de financiamiento a largo plazo para el desarrollo económico, social e institucional de América Latina y el Caribe. El BID también realiza proyectos de investigación de vanguardia y ofrece asesoría sobre políticas, asistencia técnica y capacitación a clientes públicos y privados en toda la región.

Acerca del Atlantic Council

El Atlantic Council promueve el liderazgo constructivo y compromiso con asuntos internacionales basándose en el rol central que debe ocupar la Comunidad Atlántica para enfrentar desafíos mundiales. El Consejo ofrece un foro esencial para navegar los dramáticos cambios económicos y políticos que definen al siglo XXI, aportando información y galvanizando a su influyente red de líderes globales.

Este informe fue producido en conjunto por el Centro Latinoamericano Adrienne Arsht del Consejo del Atlántico y la Iniciativa de Previsión Estratégica.La misión del Centro Latinoamericano Adrienne Arsht es generar conciencia de la nueva América Latina y subrayar el potencial de la región como socio estratégico y económico de Estados Unidos, Europa y más allá. El Centro ofrece nuevas ideas y recomendaciones de políticas innovadoras que desafían el conocimiento tradicional de América Latina y su lugar en el mundo. La Iniciativa de Previsión Estratégica desarrolla previsiones viables, identificando y evaluando tendencias mundiales emergentes a largo plazo, conectándolas con los desafíos actuales de formulación de políticas, extrayendo implicaciones estratégicas, y diseñando estrategias innovadoras para alcanzar escenarios futuros deseados.

¡Hola, Bienvenido al BID!

Te invitamos a unirte a nuestra lista de correo.