Comunicados de prensa

23-may-2016

Gobiernos subnacionales latinoamericanos necesitan mayor autonomía para gestionar sus propios impuestos, dice estudio del BID

La nueva publicación, que analiza siete países, revela que un mayor grado de descentralización fiscal podría impulsar el desarrollo a nivel estadual y municipal 

Una mayor autonomía para manejar sus propias fuentes de ingresos tributarios impulsaría el desarrollo y la eficiencia de los gobiernos estaduales y municipales de América Latina, según un nuevo informe del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). 

El estudio, Descentralizando los ingresos fiscales en América Latina: por qué y cómo, revela que los países de la región están a la zaga de otras economías emergentes y de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) en términos de descentralización de la recaudación tributaria. 

En América Latina, los ingresos locales cubren sólo alrededor de 30 por ciento del total del gasto de los gobiernos subnacionales, frente a cerca de 60 por ciento en los países de la OCDE y 75 por ciento en las economías emergentes de Asia. 

En la actualidad, los gobiernos municipales y estaduales latinoamericanos dependen en gran medida de transferencias de los gobiernos centrales para financiar sus gastos. Dichas transferencias pueden oscilar en forma notable e imprevisible, reduciendo la capacidad de las autoridades locales para elaborar presupuestos más estables y realistas. 

“Si se diera a las autoridades locales mayor autonomía para manejar sus ingresos impositivos, los países podrían incrementar la disponibilidad de recursos para financiar inversiones que realmente mejoren la calidad de vida de la gente”, comentó Vicente Fretes Cibils, Jefe de la División de Gestión Fiscal y Municipal del BID. 

El estudio analizó siete países (Argentina, Bolivia, Brasil, Colombia, México, Perú y Venezuela) hallando que existen varios factores que frenan la descentralización fiscal. Los principales incluyen la falta de capacidad institucional a nivel local para gestionar eficientemente los impuestos y limitaciones políticas que llevan a los gobiernos centrales a ejercer mayor control sobre las autoridades locales. 

“Los gobiernos centrales suelen ser el principal obstáculo para la descentralización, ya que temen perder control fiscal, poder de negociación política e influencia burocrática”, señaló Fretes Cibils. “Si bien esto puede ser cierto en muchas situaciones, es vital que los países reconozcan el impacto positivo que puede tener la descentralización de los ingresos sobre la calidad de los bienes y servicios públicos”. 

Según Fretes Cibils, un mayor grado de descentralización fiscal permitiría a los gobiernos subnacionales asignar recursos en forma más eficiente para atender las necesidades locales y, al mismo tiempo, hacer que los gobernadores y alcaldes carguen con un mayor grado de responsabilidad por el gasto, ya que los contribuyentes pueden seguir de cerca sus decisiones. 

El informe propone a los países considerar una serie de políticas para aumentar la capacidad de los gobiernos locales de generar y manejar sus propias fuentes de ingresos tributarios y reducir su dependencia de las transferencias de los gobiernos centrales: 

  • Permitir que los gobiernos subnacionales apliquen un recargo a los gravámenes nacionales existentes, como impuestos al valor agregado o a las ventas minoristas.
  • Apoyar iniciativas que ayuden a los gobiernos locales a incrementar sus ingresos por vía de los impuestos a la propiedad.
  • Crear incentivos para que los gobiernos subnacionales busquen fuentes locales de ingresos fiscales, pero sin perder de vista el impacto político de aumentar la carga impositiva.
  • Implementar reformas para mejorar las transferencias, asegurando que se alineen con las necesidades locales y con la capacidad de los gobiernos subnacionales de aplicar sus propios gravámenes.
  • Instrumentar reformas políticas y administrativas para dar a los gobiernos subnacionales mayor autonomía en el manejo de sus ingresos tributarios. 

Acerca del BID 

El Banco Interamericano de Desarrollo tiene como misión mejorar vidas. Fundado en 1959, el BID es una de las principales fuentes de financiamiento a largo plazo para el desarrollo económico, social e institucional de América Latina y el Caribe. El BID también realiza proyectos de investigación de vanguardia y ofrece asesoría sobre políticas, asistencia técnica y capacitación a clientes públicos y privados en toda la región.

Publicación

Más información

Vicente Fretes Cibils
Jefe de la División de Gestión Fiscal y Municipal del BID
vicentef@iadb.org

Contactos de prensa

¡Hola, Bienvenido al BID!

Te invitamos a unirte a nuestra lista de correo.