Saltar Navegación Global
Acerca del BID
BID Portada > Acerca del BID > Acerca del BID > Políticas > Políticas Operativas Sectoriales
Comment Tool Comenta
Comment Tool Comenta

Su comentario acerca de la página:






Share Tool Compartir
close Share Tool Compartir

SECTOR AGROPECUARIO

Objetivos

Reconociendo el gran potencial productivo del sector agropecuario en América Latina y las necesidades de desarrollo a corto, mediano y largo plazo de la población agrorural, el Banco asigna atención y apoyo prioritarios a los esfuerzos por acelerar el desarrollo en este sector.

Es política del Banco alentar a los países prestatarios a prestar mayor atención al desarrollo agrícola (incluida la ganadería) y dar apoyo a la formulación de sanas políticas agrícolas y de estrategias nacionales eficaces, así como también a la planificación sectorial, la planificación nacional y regional de largo plazo, el aumento de la corriente de recursos coordinados con destino al desarrollo agrícola y la generación de niveles adecuados de ahorro que sustenten la formación de capital del sector. El interés primordial del Banco dentro del sector es el mejoramiento global del sistema alimenticio.

Los objetivos amplios del Banco en este sector, en orden general de prioridad, son los siguientes:

  • Apoyar los esfuerzos de los países miembros por aumentar la productividad agrícola, poniendo el acento en la producción alimenticia, en especial por parte de los productores agrícolas de ingresos bajos y medianos y, por mejorar la distribución y comercialización de los alimentos, con la mira de reforzar la estabilidad del abastecimiento de alimentos y la seguridad alimenticia de los países.
  • Respaldar las actividades que mejoran el bienestar socioeconómico de las poblaciones agrorrurales, atribuyendo especial importancia al abastecimiento alimenticio local, la adaptación de tecnología, la diversificación, la tenencia y la titulación de la tierra, el empleo productivo; la mayor participación económica de los estratos de ingresos más bajos del sector y el crecimiento autónomo por conducto de la generación de ahorros.
  • Apoyar los esfuerzos que aumenten la productividad y amplíen la producción agrícola y alimenticia en rubros de ventaja comparativa para la exportación, tanto dentro de la región como al resto del mundo, así como respecto a las materias primas para la industrialización nacional.
  • Respaldar la planificación y promoción del uso racional de la tierra y el agua, estimular las prácticas de conservación que protejan los recursos naturales esenciales para un sistema agrícola continuo y autónomo que alienten una protección apropiada de los sistemas ecológicos.
  • Estimular y apoyar nuevas iniciativas encaminadas a aumentar la futura participación de la agricultura en la producción de recursos energéticos basados en el agro.

Reconociendo la interdependencia y nexos sinergéticos de los diversos subsectores de la agricultura, el Banco, de acuerdo con la recomendación aprobada en el documento RE85 (Informe de evaluación sobre desarrollo rural y préstamos multisectoriales del BID, noviembre de 1978), alienta un enfoque integrado del desarrollo agrícola. Sin embargo, además de los proyectos integrados, el Banco está dispuesto a dar apoyo a proyectos que fomenten los objetivos de subsectores individuales de la agricultura, cuando se puedan demostrar un progreso y complementariedad apropiados en otras actividades subsectoriales vinculadas con el éxito de esos proyectos.

El programa del Banco en agricultura se orientará por una evaluación razonable de los siguientes factores en cada uno de los países y subregiones:

a) las características, restricciones, perspectivas y necesidades del sector;

b) los planes y políticas propios del país respecto del sector; y,

c) las posibilidades de que el Banco contribuya de manera significativa y ajustada a la realidad al desarrollo del sector tanto por conducto del financiamiento como de su aporte técnico en calidad de institución de desarrollo que facilita el establecimiento de un diálogo constructivo con cada país, con la mira de mejorar la efectividad de los recursos asignados al sector.

Como marco de referencia para sus actividades, el Banco dará atención prioritaria a la asistencia a los países prestatarios para que realicen estudios sectoriales y formulen estrategias y programas integrales en el sector agropecuario. En general, el desarrollo agrícola se considerará en términos de la interdependencia de los diversos subsectores y de las interrelaciones de las actividades conexas.

Siempre que sea factible, se dará preferencia a proyectos o programas que combinen actividades y subsectores interrelacionados, a fin de asegurar el progreso concertado de elementos que son relativamente interdependientes. Ese enfoque podría ir desde un proyecto general de desarrollo integrado para una región agrícola hasta la combinación, en un solo proyecto, de varios subsectores o actividades conexas. Cuando se hayan de financiar proyectos subsectoriales individuales, se prestará especial atención a asegurar que también reciban apropiada atención las actividades subsectoriales conexas vinculadas con el proyecto que se financia. Para alentar y apoyar los programas de desarrollo de alcance sectorial, el Banco considerará el uso de préstamos sectoriales, cuando las condiciones sean apropiadas.

Campos de Actividad

1. COMERCIALIZACION Y AGROINDUSTRIA. Las inversiones en proyectos de comercialización y agroindustria son complementarias y a menudo esenciales para los proyectos o programas orientados hacia la producción. Se dará prioridad a apoyar las siguientes actividades:

a) Proyectos de desarrollo de mercados que complementen los programas de inversión en producción agrícola y que ensanchen los mercados para los productos agrícolas, poniendo énfasis en modernizar la comercialización interna de la producción nacional.

b) Proyectos de comercialización colectiva que permitan obtener economías de escala en la comercialización y elaboración de productos de las explotaciones agrícolas pequeñas y medianas, dando preferencia a las asociaciones o cooperativas de productores o consumidores constituidas para beneficio común de ambos grupos y prestando especial atención a la comercialización de alimentos de producción nacional.

c) Sistemas de almacenamiento de la producción destinados a proteger la calidad y la estabilidad de los precios de los productos básicos hasta que se comercialicen, como los silos, depósitos, cámaras de refrigeración, etc.

d) Elaboración de productos agrícolas.

e) Integración de los sistemas de comercialización, incluidas las obras físicas.

f) Comercialización de insumos agrícolas.

2. INVESTIGACION Y EXTENSION. El mejoramiento del capital humano por conducto de programas de investigación, extensión y educación encaminados a perfeccionar la capacidad técnica y de administración de los productores agrícolas. Los aspectos de educación básica en el sector rural se considerarán en el marco de la política de desarrollo rural. Asimismo, véase el documento GP863, Nuevas orientaciones de política en el sector de educación.

a) El financiamiento para los proyectos de investigación o desarrollo tecnológico podrá incluir la expansión y el mejoramiento de estaciones experimentales, laboratorios, servicios agrometereológicos, pruebas e investigaciones de campo sobre cultivos, pasturas y ganadería, programas de demostración, materiales conexos, maquinaria y equipo, estudios sobre costos de producción y precios, y capacitación especializada para profesionales. Se alentará la coordinación entre los programas nacionales y los centros internacionales de investigación.

b) Para la extensión y la transferencia de tecnología, se podrá proporcionar financiamiento a fin de crear o ampliar servicios de asistencia técnica, incluidas obras físicas, equipo, consultores, capacitación especializada en todos los niveles, incluidos los productores agrícolas, insumos para parcelas de prueba/demostración, programas de pruebas al nivel de la explotación, etc.

c) También se podrá conceder financiamiento para establecer y complementar sistemas de producción, certificación, elaboración y distribución de semillas mejoradas y otros materiales genéticos.

d) Se alentará una estrecha concatenación entre las actividades de investigación y extensión, prestando especial atención al mejoramiento de los sistemas de explotación agrícola y las pruebas al nivel de la explotación.

3. CREDITO. El financiamiento del Banco para el crédito agrícola tiene por objeto fomentar la expansión de los recursos financieros con destino al sector agropecuario y fortalecer los sistemas crediticios. Por lo tanto, el Banco alentará los países prestatarios a formular apropiadas políticas, estrategias y programas nacionales de crédito agrícola, a fin de que los recursos externos puedan actuar como catalizadores para aumentar la movilización de los recursos nacionales y fortalecer las instituciones nacionales. En general, los recursos del Banco se reservarán para programas crediticios, nuevos y en desarrollo, para los cuales se justifiquen particularmente los términos y condiciones del Banco.

a) Dichos programas tendrán por objeto captar recursos nacionales y externos, tanto públicos como privados y, deberán contar con mecanismos para encauzar el ahorro privado y atraer las fuentes comerciales al financiamiento del sector agrícola. El financiamiento por el Banco de los proyectos de crédito agrícola dependerá de que se intensifique la movilización de nuevos recursos nacionales con destino a dichos proyectos.

b) Los proyectos de crédito para pequeños productores agrícolas, se formularán de modo de promover su incorporación a los programas ordinarios de crédito institucional. A este fin, el Banco apoyará la organización y el fortalecimiento de las instituciones intermediarias, tanto públicas como privadas, y alentará la creación de programas eficientes dentro de los organismos crediticios ejecutores por conducto de los cuales los productores agrícolas puedan recibir y utilizar préstamos cada vez mayores, con menor asistencia y supervisión técnicas.

c) El Banco atribuirá especial importancia a encauzar recursos hacia los programas crediticios que promuevan la formación de diversos tipos de asociaciones de productores, a fin de: i) extender los beneficios a un mayor número de productores agrícolas; ii) reducir los costos generales de los programas; iii) conceder crédito a los productores agrícolas que de otro modo no serían individualmente elegibles; iv) crear espíritu y solidaridad comunitarios entre los pequeños productores agrícolas y, v) facilitar la disponibilidad de servicios de elaboración y comercialización a los productores agrícolas, con el objeto de mejorar su situación económica.

4. RIEGO Y DRENAJE. En el financiamiento del Banco en este subsector se dará prioridad a proyectos como los siguientes:

a) Proyectos de riego destinados a utilizar de manera más productiva grandes superficies de suelos áridos o semiáridos o de suelos afectados por largos períodos de sequía, a los cuales sean posible transferir tecnologías ya experimentadas en otras regiones adaptables, mediante obras y actividades destinadas al desarrollo integrado de la agricultura de riego. Se prestará especial atención a examinar el aspecto de riego de todos los proyectos hidráulicos de posible uso múltiple.

b) Proyectos de rehabilitación y mejora de los sistemas de riego y drenaje que se hayan deteriorado o llegaran a ser inadecuados debido a una utilización defectuosa y a un mantenimiento deficiente y, proyectos de fortalecimiento institucional para mejorar la administración y el mantenimiento, incluyendo la consideración de tarifas apropiadas para el uso del agua.

c) Proyectos múltiples de riego que involucran la ejecución simultánea de diversas obras medianas y pequeñas. Estos proyectos se podrán financiar como proyectos de riego o en el marco de proyectos de desarrollo rural integrado.

d) Proyectos de control de anegaciones y drenaje a fin de utilizar productivamente las tierras anegadas con un buen potencial agrícola y dar protección contra las anegaciones a las zonas pobladas y las tierras agrícolas.

e) Obras, actividades, estudios y capacitación para promover el uso mejorado del suelo y los recursos hídricos en las zonas de riego, con especial referencia al mejoramiento de la administración del agua al nivel de la explotación.

5. CONSERVACION Y PROTECCION DE CUENCAS HIDROGRAFICAS. Debido a la rápida intensificación de las presiones que gravitan sobre la tierra para producir alimentos, ejecutar otros proyectos agrícolas y generar energía, se debe prestar especial atención a la conservación del suelo, la protección de cuencas hidrográficas y el ordenamiento racional de los sistemas ecológicos. El grave deterioro de las tierras aptas para la agricultura, debido a las deficientes tácticas utilizadas en el pasado, impone la necesidad de ejecutar actividades de rehabilitación. El Banco financiará préstamos y cooperación técnica en esta área y alentará la cuidadosa consideración de estos aspectos en la preparación y ejecución de proyectos y programas agrícolas.

6. RECURSOS ENERGETICOS BASADOS EN EL AGRO. El Banco velará por identificar, examinar y fomentar actividades vinculadas con la producción agrícola de recursos energéticos, como los cultivos y árboles explotados para usarlos como combustible, el aprovechamiento de desechos agrícolas, la producción y recolección racionales de leña, etc.

Las actividades respectivas incluirán el financiamiento de investigaciones, seminarios técnicos, pruebas de extensión, divulgación de informaciones y programas de producción y aprovechamiento. Se prestará especial atención a evaluar el impacto potencial de la producción energética basada en el agro en relación con la producción alimenticia.

7. ORGANIZACIONES Y CAPACITACION DE PRODUCTORES AGRICOLAS. Se alentará la formación y se apoyará el mejoramiento de las cooperativas de productores agrícolas, las cooperativas de crédito y otros grupos participatorios que sirvan para promover y generar ahorro, estimular la participación de los beneficiarios en la planificación y ejecución de proyectos, asegurar una distribución más equitativa de los beneficios y facilitar la distribución del crédito, la información de extensión y comercialización y la capacitación de productores agrícolas.

Criterios Básicos

Además de los criterios habituales que rigen los préstamos del Banco, se tendrán en cuenta los siguientes criterios:

  • Los proyectos de desarrollo agrícola serán examinados dentro del contexto de las políticas nacionales correspondientes, para apreciar si las mismas permiten la cabal ejecución de los respectivos proyectos y el logro de sus objetivos.
  • Los proyectos agrícolas financiados por el Banco debieran formar parte de programas agrícolas integrados o estar asociados con ellos, o debiera haber evidencia de que los elementos conexos de desarrollo esenciales para el éxito del proyecto sean objeto de atención apropiada y hagan progresos adecuados.
  • Los proyectos agrícolas en los cuales participa el Banco debieran tener objetivos específicos de desarrollo, con metas como el aumento de los niveles del ingreso familiar de los beneficiarios y el incremento de la capitalización de las unidades de producción.
  • Cada proyecto debe contribuir a sostener o mejorar la base de recursos agrícolas y a evitar el deterioro de los factores ambientales de los cuales depende la continuación de la agricultura.
  • Respecto al uso de la tecnología para elevar los niveles de ingreso, los recursos del Banco se canalizarán primordialmente hacia proyectos que tengan probabilidades de aumentar las oportunidades de empleo rural productivo y acrecentar la productividad, mediante el uso de tecnologías que no desplacen trabajo innecesariamente y tengan un elevado coeficiente de utilización de materiales disponibles en el ámbito local.
  • Al igual que en otros sectores, los proyectos de desarrollo agrícola se formularán de modo de incluir las metodologías e indicadores para cuantificar su progreso. Además de los aspectos institucionales y operativos, las evaluaciones, como mínimo, medirán el progreso específico, al nivel de los beneficiarios, respecto de: a) los ingresos familiares, b) la capitalización de las empresas, c) los aumentos de los niveles de empleo y, d) el mejoramiento de los niveles de producción y productividad.

--------------------------------------------------------------------------------

Prevailing Reference Document: GP-106-3, October 1982.

* El objetivo que persiguen las políticas operativas del Banco Interamericano de Desarrollo es establecer el marco operacional para que el personal preste asistencia a los países miembros prestatarios del Banco. Durante los más de 40 años de vida que lleva el Banco, estas políticas operativas han sido formuladas según diversos criterios, desde la elaboración de procedimientos detallados hasta la adopción de amplias declaraciones de principios y propósitos. Muchas de las políticas no han sido actualizadas desde su adopción original, y varias reflejan enfoques y planteamientos del pasado, que han sido sustituidos en ejercicios posteriores de aumento de recursos del Banco; siendo los más recientes los mandatos contenidos en el Octavo Aumento General de Recursos de 1994.

De conformidad con la política del Banco sobre disponibilidad de información, el BID pone todas sus políticas operativas a disposición del público por intermedio del Centro de Información Pública. Cabe advertir a los usuarios que las políticas operativas del Banco se encuentran en proceso continuo de revisión, proceso que incluye la elaboración de documentos sobre los mejores métodos en uso, en los que se resume la experiencia del Banco y otras instituciones similares, así como documentos sobre estrategias sectoriales.

© 2014 Banco Interamericano de Desarrollo - Derechos reservados.